El destino de Morata

Pese a que aún no se cierran las plantillas, y apenas está por comenzar la temporada, para la cual se inician las reincorporaciones y se acaban las vacaciones, ya se comienzan a visualizar los primeros resultados de algunos cambios y fichajes importantes dentro del futbol europeo.

Uno de los que más centrimetraje está acaparando dentro de la prensa, es que corresponde a Álvaro Morata, quien salió de uno de los mejores equipos de la liga, el Real Madrid de España, para aterrizar en el Chelsea FC de Inglaterra. Un cambio que involucró el desembolso por parte del equipo interesado de unos 85 millones de Euros.

Entre las expectativas y la realidad, la presión sobre Morata

El joven Morata, cuyo sueño era probar las mieles del triunfo en el Real Madrid, no todo ha salido a pedir de boca. Y es que pese a que los mas reconocidos periodistas y analistas deportivos, lo comparan con el holandés Ruud Van Nistelrooy, la temporada no ha iniciado con buen pie para el futbolista español.

Y es que en la final ante el Arsenal de la Communitty Shield, salió al campo de juego sobre el minuto 75 y no le fue nada bien. Falló el penalti con un lanzamiento fuera, que finalmente pesó sobre el equipo, que cayó con un 1-1 inesperado, en una ronda de penaltis, enmarcado en la nueva tanda puesta en práctica por la FIFA, sin prorrogas y decidida por los errores.

Visto así, fue un duro comienzo para Morata, le toca defender su puesto y derecho a jugar ante grandes figuras, y sobre todo ante su nuevo entrenador Antonio Conte, quien no sólo le reclamó en dicho partido que “demostrara lo que vale”, sino que en una rueda de prensa posterior le envió un mensaje directo: “tiene que mejorar”. Condiciones para ello, le sobran.

Melvin Harper
webmaster